jueves, 16 de junio de 2011

INTERCAMBIOS MOTEADOS

Cuento dedicado a mi amigo Libellulasman, en agradecimiento por
haberme prestado su hermosa fotografía, haciendo honor al
intercambio de creaciones!





Viejos tiempos cuando el intercambio era la forma de vivir en comunión con los 
demás.
¡Maiz por trigo, agua por vino, pan por verduras!
¡Limpiado de antenas ofrecido por las inmaculadas hormigas a cambio de vuelos
expres hecho por fornidos abejorros hacia los árboles mas altos para
conseguir mejores materiales de construcción!




¡Miel de trabajadoras abejas a cambio de  finas telas hechas por las arañas mas experimentadas!
¡Polen que recolectan las exploradoras mariposas para el sazón de algunos platillos
a cambio de un buen concierto expuesto por gorriones bien entonados!


¡Perforación a casas en árbol por profesionistas pájaros carpinteros a cambio de
guías nocturnos ofrecidas por los búhos!

Y después inició el asunto del dinero. Monedas y billetes y después, cheques y
tarjetas, éstas últimas tan de simple procedencia pero que su información
grabada posee el control monetario del pobre incauto que las adquiere, y si se
le ocurre perderla o despojarse de ella, ¡adiós dinero que supuestamente esta
celosamente guardado en un banco!

Pero eso si, te dan la opción de que sea del color que elijas, incluso moteado como
mis alas;
"para que haga juego con su vestimenta, señora catarina" dijo el
empleado del banco cuando me la ofreció.

Asi pues, los tiempos cambian, ya ni siquiera hay robo de maiz en los graneros, ya
nadie bebe vino de los barriles descuidados, ¡ya ni siquiera recuerdo el lenguaje de
mis amigas las abejas, ni de las hormigas ni mucho menos del servicio nocturno
ofrecido por mis amados búhos

Ya solo tengo el amargo sabor de que si pierdo un pedazo de plástico, mi poder
adquisitivo declina al grado de sentirme una catarina desgraciada, sin que la
posesión de mis amados cuentos me consuelen, claro está, a menos de que me des
una sonrisa a cambio de una buena narración.

Gracias por tus ojos y sonrisa que han embellecido a este cuento!




1 comentario:

  1. jeje si tienes razon catarinita, nunca sera como antes cuando todos eramos amigos y no nos preocupaba ni teniamos ningun problema de este tipo, ya todo se mueve por el dinero y es tan insignificante pero absolutamente necesario para poder sobrevivir en esta jungla tan compleja y hostil, no nos queda de otra mas que intentar no preouparse ni estresarse tanto por alguna perdida, al fin y al cabo son cosas que tienen solucion, malo si pierdes algo mas personal como estos bellos cuentos y relatos que alimentan nuestros corazones y disfrutamos mucho, una y mil sonrisas siempre, te amo catarinita :)

    ResponderEliminar